entrada_214
Para romper le tónica de grabar los casting en la oficina, el chico ha decidido cambiar de ambiente y con ello dar un poco de morbo a la situación, dado que la rubia vale la pena de disfrutar en la intimidad de la parte trasera de un coche.

Tras la entrevista rápida que le hace el chico, este se lanza a disfrutar del coño de la rubia, quien deleita al chico con una buena mamada y le planta el coño en la boca, y así conseguir disfrutar de una buena follada en el espacio pequeño que les proporciona el coche.