entrada_190
Aprovechando que el marido no esta, la deliciosa negrita madurita ha llamado a un amigo suyo para que le entregue una buena ración de polla.

Cuando la chica se encuentra observando a través del balcón de su casa nota como alguien le comienza a comer el coño, es el chico, quien con su enorme polla ya esta listo para darle su buena ración de sexo, no sin antes dejarle claro que terminará follandole el culo sin descanso a la zorra negrita.