A Lisa Ann nunca se le acaba el fuelle a la hora de probar una buena polla, y es que la madurita siempre sigue estando en activo pese a que cuenta con su propia productora, así puede seguir disfrutando de increíbles folladas que le permitirá saciar su ninfomania, pues operada, con un coño delicioso y con casi medio siglo a su espalda sigue teniendo un cuerpo delicioso y perfecto para follar, cosa que dejara claro en este vídeo porno.