Aprovechando que su hijo ha ido a buscar a la novia al trabajo y quedándole toda una hora por delante con el amigo de este que le espera en casa, la madre del chico va a disfrutar sin duda de una buena follada, si consigue seducir al chico.

El chico, un jovencito inexperto en el sexo no duda en probar las carnes de la madre de su amigo, quien abrirá bien las piernas para recibir una buena dosis de polla en su coño y así reventarla de puro placer, corriéndose como una autentica zorra con piel de cordero.